Los accidentes laborales no existen

Los accidentes laborales no existen

Esta semana Palma vuelve a ser escenario de la grave realidad de los siniestros laborales en el ámbito de la construcción, los cuales según el Observatorio Estatal de Condiciones de Trabajo del Estado español, representa cada año más del 40% de los accidentes totales.Dos operarios, dos trabajadores de la Construcción fueron víctimas del derrumbamiento de unos elementos constructivos muy delicados desde el punto de vista estructural (un largo forjado volado incompleto de hormigón) que se estaba construyendo sin tener todos los permisos necesarios en el Arenal de Palma.

Los medios hablan de “causas que todavía se desconocen”, pero hay algunos elementos que permiten hacer una primera valoración de los hechos: las características de las obras en marcha, la carencia de permisos correspondientes, la fecha prevista para iniciar las reservas en el hotel, las declaraciones de los compañeros de trabajo de los difuntos.

Si, como se afirma a la prensa, ya era posible realizar reservas en el hotel mencionado a través de algunas páginas web, es fácil de imaginar que había implícitamente un ritmo de trabajo determinado por los objetivos mercantiles de los promotores, con la vista fijada en mayo de 2016. Por otra parte, es lógico suponer que por parte de la empresa constructora también tenía que haber un cierto interés a finalizar las obras lo más rápido posible. Visto que unos simples trabajadores subalternos no pueden asumir las responsabilidades ni la iniciativa de una decisión tan trascendente como desencofrar un forjado incompleto realizado la semana pasada, en una nuestra primera valoración, por los motivos antes expuestos, descartamos que la caída del forjado se tenga que imputar a una imprudencia de los operarios desaparecidos, incluso en un escenario de incertidumbre laboral como la que está sufriendo el sector. Dicha circunstancia parece confirmarse con la decisión – que evidentemente se tomó en el ámbito empresarial – de construir las obras más allá del sótano sin contar al día de hoy con todos los permisos pertinentes.

Incluso si hay que distinguir entre los aspectos administrativos y los de seguridad, la carencia de un proyecto de ejecución aprobado por una construcción de este tipo representa una falta muy grave, y constituye de facto una carencia de seguridad, de la cual se tendrán que aclarar las responsabilidades que correspondan a cada una de las partes implicadas: promotores, proyectistas, responsables de la seguridad y empresa.

Lejos de querer escenificar un proceso mediático, ante este trágico suceso Som Palma tiene claro que los accidentes no existen, que detrás de acontecimientos trágicos como estos, siempre hay una causa precisa y no la casualidad. También tenemos claro que el objetivo de todas y todos es intensificar los esfuerzos para eliminar definitivamente los riesgos que derivan del actual funcionamiento de la gestión de los trámites urbanísticos. Por estos motivos, las personas de Som Palma, representadas por sus regidores y regidoras, manifiestan la voluntad de colaborar con la Justicia para esclarecer los hechos que han provocado la desgracia lo antes posible.

Desde el Ayuntamiento, Som Palma considera necesario poner en marcha todas las medidas adecuadas para:

– Poner a disposición de los familiares de las víctimas sus recursos jurídicos

– Ampliar el número de zeladores de obras

– Exigir más contundencia a la hora de evaluar la documentación relativa a la Seguridad y Salud

– Crear todos los mecanismos indispensables para garantizar la coordinación con la consejería de Trabajo para que se vigile y respete todas las medidas de protección para el trabajo en condiciones parecidas para este tipo de obras.

Incluso si la tragedia ha puesto de manifiesto la incapacidad del Ayuntamiento de llegar a controlar todas las obras en marcha actualmente por una cuestión de imposibilidad material, desde Som Palma consideramos que el área de Urbanismo está actuando con la máxima responsabilidad e implicación posible. Más además, incluso si es necesario separar las irregularidades administrativas de la investigación de las responsabilidades penales del accidente, para aclarar la situación, desde Som Palma queremos manifestar nuestra perplejidad en relación a la validez de un presunto silencio administrativo.

Para acabar, visto que los operarios tendrían que ejecutar una obra de esta envergadura siguiendo unos planos oficiales (visados por el Colegio profesional y con el sello del Ayuntamiento), desde Som Palma exigimos saber quién y en qué circunstancias ha hecho llegar a la empresa unos planos no oficiales.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Dubte / Duda
Queixa / Queja
Suggeriment / Sugerencia
Proposta / Propuesta
Demanda de cita
Altres / Otros

0 Comentarios